¡Hola amigxs! ¿Cómo están? Espero que se encuentren muy bien. Les mando un super saludo y abrazo hasta donde quiera que se encuentren. Aquí su amigo Richi, escribiendoles de nuevo para el blog, platicando e informandoles de diferentes tematicas super importantes e interesantes.

El día de hoy, como pudieron ver en el título hablaremos de una temática de la que difícilmente nos hablen en la escuela y con nuestros padres o amigos incluso cause pena o sea un tabú, hablaremos de la circuncisión.

La circuncisión “es un procedimiento quirúrgico en donde se retira el prepucio que viene adherido al glande del pene.” Normalmente se realiza este procedimiento en los niños recién nacidos y se realiza por motivos religiosos, de tradición familiar, higiene personal y cuidado preventivo de la salud. 

En realidad, es que la circuncisión se dá a partir de las decisiones que tomen nuestros padres/madres desde que somos niños, por lo que si estas leyendo esto y tu pene no se encuentra circuncidado, tranquilo, este procedimiento no afecta en nada, el no tener circuncidado el pene, no tiene nada que ver con cómo utilizarlo, sin embargo, queremos compartirte algunos beneficios de la circuncisión:

  1. La higiene puede ser más sencilla… ya que hace que sea más visible las partes del pene y lavarlas es un poco más fácil. Sin embargo, si tu no tienes el pene circuncidado puedes lavar bien la zona echando para atrás el prepucio.
  2. Un pene circuncidado tiene menor riesgo de padecer infecciones urinarias. 
  3. Un pene circuncidado tiene menor riesgo de contraer infecciones de transmisión sexual, sin embargo siempre en cualquier situación, el uso de preservativos sigue siendo esencial para cuidar tu salud sexual.
  4. Se pueden prevenir problemas al retraer el prepucio, ya que en ocasiones puede ser difícil retraerlo provocando una inflamación en el prepucio o glande.

Hasta aquí amigos, probablemente venga a su mente la pregunta ¿y si no tengo la circuncisión, que pasa?, esta pregunta te puede suceder y es que como te comenté con anterioridad este procedimiento se hace al nacer y de no tener el peen circuncidado, lo principal es que trates el prepucio con suavidad y ten cuidado de no forzarlo hacia atrás, ya que si lo haces puede causarte dolor, desgarros y sangrado.

Para tener una correcta higiene te recomendamos hacer lo siguiente:

  • Mover el prepucio hacia atrás con suavidad
  • Lavarse el área cubierta por el prepucio con agua y un jabón suave
  • Enjuagar y secar cuidadosamente el área cubierta por el prepucio
  • Reacomodar el prepucio sobre el glande

Con lo anterior amigos, si en algún momento notas algo raro, diferente o incómodo no tengas miedo de contarselo a tus papás, si es necesario acudir a un médico ¡hazlo!  es el urólogo quien puede ayudarte.

Recuerda que tener o no un pene con circuncisión no tiene nada de malo, cada órgano es diferente y puedes gozar de tu cuerpo siempre y cuando cuides y mantengas la mejor higiene, ya que al final de todo… ¡¡ES TU CUERPO!!

Así que cambia esa cara y no te sientas mal, tu tipo, estilo o forma del pene no define como puedas utilizarlo o si alguien querrá estar contigo o no, cuidate, utiliza preservativos, mantén buena higiene.

No olvides compartirnos qué te pareció este blog, y recuerda si tienes dudas, contáctanos a través de nuestro chat online, siempre es bueno informarse, experimentar y aprender para ser mejores día con día, pero sobre todo ser completamente responsables y cuidadosos con nuestro cuerpo.

Les mando un enorme saludo, la mejor de las vibras y esperamos que puedan seguir creando y compartiendo nuestro contenido en las demás redes sociales.

Richi.